Kobanê resiste a pesar del doble juego de Turquía


 

Un vídeo hecho público recientemente por Dicle News Agency muestra un supuesto encuentro entre efectivos del ejército turco y milicianos de Estado Islámico (EI) en la frontera entre Turquía y Siria, cerca de la ciudad sitiada de Kobanê. Esta evidencia se une al cúmulo de sospechas existentes sobre la complicidad de Turquía con EI, como el hecho de cerrar la frontera de Turquía con Kobanê a las militantes y voluntarias kurdas que pretendían entrar para defender la ciudad o prestar cualquier tipo de ayuda a las Unidades de Defensa del Pueblo (YPG), o el hecho de equiparar el Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK) y EI como grupos terroristas, así como negarse a atacar a los yihadistas en Kobanê, a pesar de tener el permiso parlamentario. Los desmentidos y los malentendidos mutuos entre el gobierno turco del Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP), las fuerzas peshmergas (las milicias armadas del Kurdistán iraquí) y el Partido de la Unión Democrática (PYD) -la formación política kurda de Siria – sobre permitir su llegada a Kobanê también ha servido de excusa para acusar Turquía de distraer y confundir mientras la ciudad caía. Finalmente, Recep Tayyip Erdogan permitió la llegada -demasiado tarde- de refuerzos armados kurdos. El 20 de octubre, Turquía afirmó que permitiría el acceso de los peshmergas a Kobane por territorio turco: “Están preparados desde hace dos o tres días, no sabemos por qué aún no han salido”, explicó el colíder del PYD Saleh Muslim en la CNN turca.

 

El grupo yihadista EI ha retomado el ataque en Kobanê con fuerza, tras el retroceso de los últimos días, e intenta -a cualquier precio- tomar el control de la ciudad fronteriza con Turquía, un punto clave ya que es el lugar por donde han de llegar y entrar los convoyes peshmergas que pretenden socorrer a las milicias kurdas del Kurdistán sirio. En un comunicado emitido en las últimas horas, el mando central de las YPG ha afirmado que “los grupos armados (de Estado Islámico) intentan incrementar sus ataques gracias a los refuerzos que han recibido, pero las combatientes de las YPG y del batallón Burkan al-Firat -integrado por miembros del Ejército Libre Sirio (ELS) – les están infligiendo golpes muy duros “. La situación sigue siendo muy delicada.

 

Sólo hace un par de noches, un convoy de 155 peshmergas se dirigía finalmente hacia Kobanê con camiones militares, ametralladoras, morteros, lanzagranadas y piezas de artillería, según un oficial del gobierno regional del Kurdistán iraquí, liderado por Masoud Barzan. Ya con anterioridad, las YPG y las fuerzas peshmergas habían combatido juntas en el norte de Irak haciendo frente a EI. Así pues, la unión de fuerzas para defender Kobanê no sería una novedad.

 

Brigadistas internacionales

 

A pesar del tibio apoyo de la comunidad internacional y la complicidad turca en el sitio, los kurdos no están solos. Ni en Kobanê ni en Rojava -situada en el Kurdistán sirio autónomo. Las YPG cuentan con la presencia de voluntariado occidental que lucha contra el fascismo de EI. Uno de los brigadistas más conocidos es el marine veterano de los EE.UU. Jordan Matson, de 28 años y natural de Wisconsin; o Brian Wilson, un militar de Ohio. Decenas de voluntarios de otros lugares -por ejemplo, de Siria, Alemania y otros lugares de Europa- han accedido a la esquina de Yazira y en su capital, Qamishli, entrando por Kurdistán iraquí, ya que Kobanê está blindada por las tropas turcas.

 

Una de estas personas es el joven griego de 28 años Kristopher Nikolaidis, que hace cinco meses que se desplazó para “luchar contra el fascismo global y por la defensa de la democracia y la paz en el Kurdistán”. El grueso de combatientes son kurdos y grupos locales del ELS, pero también encontramos mucha gente turca que se ha unido a las YPG, como Arslan Çelik. Çelik, de 26 años, estudia Ciencias Políticas en Turquía e integra la milicia kurda desde abril. “He venido aquí porque los yihadistas de EI vienen de todo el mundo para instigar una guerra contra la humanidad y mi gobierno los ayuda”, afirma. “Luchamos para defender los valores democráticos de esta revolución liderada por el pueblo kurdo porque, ahora mismo, sólo los kurdos son capaces de llevar la paz en el Kurdistán, Siria y Turquía”, sostiene Çelik.

 

El capitán de las YPG a Jaz’ah, Azad Hussein, dice que dan la bienvenida “a los compañeros internacionales”, pero “no a cualquiera”. Sólo aceptan “aquellos combatientes calificados y que comprenden la causa kurda”. “Rechazamos los que se unen a nosotros sólo porque están desilusionados con sus vidas y buscan aventuras -dice Hussein-, ya lo hemos hecho muchas veces con los que llegan a nuestras bases fronterizas”.

Fuente: https://directa.cat/kobane-resisteix-malgrat-doble-joc-de-turquia

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: